15 enero 2010

OPERACION PLUS ULTRA- LOS ALEGRES VIERNES RETRO.

Españolas, ¿Os acordáis de la Operación Plus Ultra?

En aquella época, era uno de los sueños de mi vida, ser una niña Plus Ultra. ¿Que inocente verdad?

Consistía en elegir a 16 niños de todo el mundo, y premiarles por sus valores humanos, bien por haber salvado a alguien de un incendio o de ahogarse, por hacerse cargo de sus hermanos pequeños mientras los padres salían a trabajar, pero eso si sin dejar de ir al colegio. De ser huerfanito y ocuparse de sus abuelos que estaban en cama y no podían moverse… en fin de unas calamidades que los pobres no tenían forma de solucionar.

Pues bien, si eran elegidos por este programa, pasaban a ser unos niños envidiados por todos los demás. Los llevaban de viaje por todo el Mundo, les hacían regalos, salían en prensa, creo recordar que también se les daba alguna ayuda monetaria (lo cual no les sacaba de la miseria). A las niñas les regalaban Mariquitas Pérez y todo.

No se lo que pasaba después, pero me imagino que volverían a sus vidas sin mas pena que gloria, pero habiendo conocido otro mundo.

Aquí os pongo una imagen con un articulo sobre esta niña .

pag_272-273_a

“ La joven Rosa María llegó cargada de regalos y, en primer lugar, se dirigió a Mª Paz, que era la niña con síndrome de Down que ella cuidaba cada día, labor que le había permitido ser seleccionada en la famosa Operación Plus Ultra.

La leonesa Rosa María Martínez respondía con perfección al papel. Fue seleccionada y empezó a aparecer en todos los medios de comunicación, entre otras cosas realizando un viaje por todo el mundo en compañía de los otros niños que fueron seleccionados en este concurso. Viajó por todo el mundo, desde Italia, donde fueron recibidos por el Papa, hasta Yugoslavia, pasando por Colombia y, a su regreso, una gira por toda España. En todo ese recorrido, como es lógico, fue recibida por las autoridades de todos los lugares que visitó.

Pero sin duda fue su recibimiento en León el que muchos recordarán. No contó con las multitudes de los chicos de 'Cesta y Puntos', pero se organizó un festival musical en San Cayetano al que acudieron muchos niños leoneses, pues se llegaron a poner autobuses desde el centro de la ciudad.

El de Rosa María Martínez era el cuento de hadas por el que todos los niños la envidiaban, sin embargo, la niña fue creciendo y recuerda con cariño aquel hecho pero su espíritu sigue siendo el mismo e insiste en que «no hice nada extraordinario, sólo lo que cualquier niña hace por una amiga».

1 comentario:

gloria dijo...

Pilar estoy desolada, ocurrió algo con tu post que no me explico, pero no apareció, lo acabo de descubrir en este momento porque me gusta visitarte,y con lo interesante que es..., es que parece cosa de brujas...
disculpame por no haber mirado mejor, no volverá a pasar.
De todas formas te eché de menos. besos.